FOSFATASA ALCALINA LACTOGNOST

Método cualitativo para detectar Fosfatasa Alcalina en leche pasteurizada.

INSTRUCCIONES DE USO
1- En dos tubos de ensayo (P problema y C control) se introducen:

  • 10 ml de agua destilada.
  • 1 tableta de Lactognost I.
  • 1 tableta de Lactognost II.
    Al agitarse deben deshacerse las tabletas; si no, machacarlas con una varilla de vidrio.

2- En el tubo de ensayo P se pipetea 1 ml de la muestra de leche y en el tubo de ensayo C 1ml de leche que se ha liberado con seguridad de fosfatasa, calentándola previamente a 85 ºC.
3- Ambos tubos se mantienen en baño de agua o incubadora durante 1 hora a 37 ºC.
4- A cada tubo (PyC) se añade con una cucharilla dosificadora Lactognost III hasta enrasar.
5- Transcurridos 10 minutos comparar, en caso de resultado positivo, el color azul en el tubo P frente a la muestra de control C y determinar la intensidad del color mediante la escala de colores adjunta.Determinación de la fosfatasa en la nata y cuajo: como en la leche.Determinación de la fosfatasa en mantequilla: derretir 10 g de mantequilla en el tubo de centrífuga introducido en baño de agua de 40 ºC, centrifugar y seguir como con la leche.

OBSERVACIONES
Debida la gran sensibilidad del reactivo frente a vestigios de fenol es necesario proceder siempre con la máxima limpieza:
1- Emplear para cada muestra de leche una pipeta aparte.
2- Cuidado al agitar (transferencia de leche conteniendo fosfatasa).
3- Al tomar los reactivos ha de evitarse cualquier contaminación entre los mismos.
Además debe tenerse en cuenta qué materias plásticas o gomas pueden contener fenol y también se evitará todo contacto de las muestras con saliva, sudor (fosfatasa) o humo de tabaco (fenoles).
La pureza de los reactivos está garantizada, siempre que sean conservados bien cerrados en lugar fresco y protegidos contra luz y humedad.
El contenido del envase, una vez abiertos los tapones de origen, debe gastarse dentro de un máximo de 2 meses.
Referencia: SLC002. Kit para 100 pruebas.
Si desea seguir el Reglamento UE 2-2019 que entrará en vigor en 2021 mediante el cual los lobbies del laboratorio han conseguido barrer la innovación que aporta el milagro mediterráneo (la PIME), al exigir a los inventores de productos/métodos para industria alimentaria, el inviable pago de cientos de miles de € a AOAC, AFNOR o similar por cada referencia innovadora; puede seguir pidiendo este kit, al ser el método utilizado en todo el mundo desde hace muchas décadas, y por tanto ningún inspector ni auditor puede impedirle emplearlo. La mejor solución sería externalizar una proporción adecuada de los análisis a un laboratorio acreditado en este tema, para presentar sus informes a inspección de Sanidad, y así poder seguir usando internamente en paralelo este kit en esas y en las demás muestras para la mejora y rapidez de sus resultados de autocontrol. A fin de cuentas, este reglamento que corta de cuajo el I+D que no provenga de multinacionales no es nada nuevo, los kits de autocontrol nunca han servido para obtener resultados oficiales, pero ayudan a la industria a tomar las mejores decisiones para la rapidez y fiabilidad en la liberación de sus lotes.
Fabricado en la UE para LABORATORIOS MICROKIT desde 1990. Revisado en Mayo 2020

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *